Artículos

¿Por qué la Inteligencia Artificial beneficia la industria automotriz?

Comparte este contenido:

Por medio de la Inteligencia Artificial la industria automotriz optimiza su funcionamiento, disminuye costos y aumenta sus ganancias.

La Inteligencia Artificial (IA) es tecnología automatizada que opera sin la intervención humana; sus funciones van desde almacenar, evaluar y analizar datos, realizar tareas prácticas, resolver problemas por sí misma (auto-aprendizaje), interactuar con humanos, hasta tomar decisiones para lo cual no estaba programada.

KEY INSIGHTS:

  • La IA es un sistema automatizado que está programado para operar sin intervención humana.
  • Utilizando IA la industria automotriz aumenta su productividad y disminuye costos de producción.
  • Mediante IA el ensamblaje de un automóvil se realiza de forma automatizada y precisa.
  • La tendencia mundial de la industria automotriz es emplear IA en sus procesos de producción.

Los recursos tecnológicos básicos con que funciona la IA son los algoritmos, los programas de software, Internet de las cosas (IoT) y Maching Learning, juntos interactúan para hacer posible que el funcionamiento de una máquina se vuelva inteligente (superando incluso la capacidad humana) y automatizado.

IA en la industria automotriz

La utilización de IA se aplica cada vez más en campos como la medicina, la educación, las finanzas, la seguridad, el marketing,  el transporte y particularmente en la industria automotriz donde las posibilidades de su uso son amplias y particularmente viables.

Una de las formas en que se aplica IA en los procesos de producción de esta industria es por medio de robots (o cobots) programados para ensamblar partes del automóvil, mediante sensores que detectan el momento exacto en que hay que unir una parte con otra –la caja de velocidades con el chasis, por ejemplo– para que el robot la ensamble; también es posible, a través del mismo mecanismo, instalar tornillos en el motor, pintar partes de la carrocería, el interior del auto como el tablero, las puertas, los asientos, los pisos y otras partes que requieren de acabados perfectos, entre otras operaciones.

La aplicación de IA en el ensamblado de un auto resulta más precisa y posee menos margen de error que la realizada por mano de obra humana; las máquinas no se cansan, están programadas y su función es efectuar tareas monótonas y mecánicas que pueden generar equivocaciones en los empleados pero no en los robots, que a final de cuentas garantizan una calidad que ningún ser humano puede alcanzar, debido a su capacidad superior de ejecutar tareas que exigen mayor sofisticación y exactitud.

La enorme competividad que existe en el sector automotriz –que en México es una realidad evidente– les exige a las empresas aumentar su productividad, disminuir costos y ofrecer mejores productos en el mercado; ante ello, la IA es una alternativa  clara y viable para enfrentar este reto.

Autos autónomos y seguridad

Un aspecto adyacente al uso de IA en el ensamblaje de unidades automotrices tiene que ver con la seguridad de las personas que usan un automóvil –bolsas de aire, e-call, uso de sensores, desactivación del motor y encendido, etc.–  que al funcionar mediante IA resultan mucho muy eficaces y garantizan una respuesta oportuna y automatizada.

Respecto a los  autos autónomos, podemos considerarlos como la máxima expresión de IA relacionada con la industria automotriz; la mayoría de las marcas automotrices del mundo han creado estructuras propias para investigar, pensar y fabricar autos autónomos eléctricos e interconectados que en un futuro nada lejano veremos circular en las calles de las ciudades y en las carreteras del mundo; esto no es gratuito: obedece a una tendencia real e inevitable que las empresas tienen que tener necesariamente en cuenta.

Como sea, más allá de que en un futuro mediato los automóviles dejen de usar combustible de hidrocarburos y lo remplacen por electricidad u otro, el ensamblaje de un coche podrá seguir utilizando IA en sus procesos de producción.

Ventajas de la IA en la Industria automotriz

Enlistemos ahora algunas de las ventajas que conlleva el uso de IA en el ensamblaje de automóviles.

  • Mayor precisión técnica.
  • Menor margen de error.
  • Mayor seguridad en caso de accidentes.
  • Aumento de la productividad.
  • Disminución de los costos de producción.
  • Aumento de la rentabilidad económica.

Vivimos un proceso mundial de transición tecnológica en el que transitamos de un sistema de ensamblaje automotriz basado en la manualidad, a otro fundado en el uso de IA. La mayoría de los CEO’s de las marcas automotrices de todo el mundo han aceptado el reto que implica acceder a este cambio, y han entendido que el uso de IA en la industria de la producción de automotores es tanto una exigencia como un riesgo pero también una oportunidad de caminar al lado del progreso tecnológico, de crecer económicamente y de competir en mejores condiciones en un mercado regional y global cada vez más disputado; no hacerlo significa renunciar a un futuro que de no alcanzarse dejará rezagadas a las empresas.

ebook inteligencia artifical

Autor: Jorge García

Escritor e investigador, de temas relacionados con la juventud, la lingüística, la literatura y el futuro de la cultura, su interés principal es estudiar y reflexionar sobre los riesgos y beneficios de la artificialidad tecnológica. Actualmente escribe un libro sobre ello.

Autor: Jorge García

Escritor e investigador, de temas relacionados con la juventud, la lingüística, la literatura y el futuro de la cultura, su interés principal es estudiar y reflexionar sobre los riesgos y beneficios de la artificialidad tecnológica. Actualmente escribe un libro sobre ello.