Artículos

5 errores que tu startup debe evitar

Comparte este contenido:

Desde no conocer bien el mercado hasta no tener el equipo ideal, son errores que tu startup debe evitar para sobresalir en el mercado y sobrevivir por muchos años.

Los datos de muchas empresas de consultoría son contundentes: 90 por ciento de las compañías creadas por emprendedores fallan. Pero, ¿qué lo ocasiona? En el 90 por ciento de los casos, ellos mismos y no su competencia. Ante ello, vamos a comentarte de cinco errores que tu startup debe evitar.

KEY INSIGHT

Uno de los factores más importantes en los que se fijan los inversionistas al buscar donde destinar su dinero, es ver el equipo que dirige la startup. Esta es la razón por la cual muchos rechazan la oferta de invertir en las nuevas empresas.

Lo primero que debes hacer es conocer bien tu mercado. Muchos emprendedores quieren copiar modelos de negocio o crear compañías creyendo que como son exitosas en otros mercados, pueden serlo también en el suyo. No siempre las necesidades de una población son las mismas que otra, y eso es un factor determinante.

Si a ello le sumamos que ante este tema buscan escalar prematuramente, muchos se echan encima una loza que les servirá de tumba en el corto plazo. Alrededor del 70 por ciento de las nuevas empresas tienen este problema.

Dejemos en claro que el escalado prematuro se produce cuando aumentan las dimensiones de la organización, como es clientes, productos, equipo, modelo comercial, financiación, entre otros. Por ejemplo, la startup empieza a contratar demasiados empleados en poco tiempo; invierte demasiado en el producto antes de realizar un análisis de ajuste de mercado; recauda demasiado dinero en tiempo récord, pero termina gastando de más.

A ello hay que sumarle que intenta acceder a muchos mercados a la vez y se enfoca en la maximización de ganancias en poco tiempo. Las startups que se escalan correctamente crecen unas 20 veces más rápido que las que escalan prematuramente.

Segundo. Debes rodearte de personas en las que confíes, y dejarlas hacer su trabajo. Un emprendedor no es capaz de hacer todo a la perfección y no tiene suficiente tiempo para hacer todo por sí mismo. Siempre se necesita un colega para intercambiar ideas, evitar que tome decisiones equivocadas y ser un apoyo moral en los malos momentos.

Uno de los factores más importantes en los que se fijan los inversionistas al buscar donde destinar su dinero, es ver el equipo que dirige la startup. Esta es la razón por la cual muchos rechazan la oferta de invertir en las nuevas empresas que solo tienen una persona que lo lidera.

Tercero. ¿Ya tienes un modelo de negocio adecuado? Muchos emprendedores confunden el producto con su modelo de negocio. Se olvidan de la relación cliente-empresa e ignoran el hecho de que el viaje real comienza después de la compra inicial del producto por parte del cliente.

El modelo de negocio es una estructura conceptual que respalda la viabilidad de un producto o empresa, e incluye el propósito y los objetivos de la empresa y la forma en que pretende lograrlos.

El mejor modelo de negocio se enfoca en crear y entregar un gran valor a los clientes, a la vez que ofrece grandes márgenes, seguimiento y evolución en la experiencia de usuario.

Debes asegurarte de tener un modelo de ingresos bien definido en torno a tu producto o servicio. Es decir, necesitas que el costo real de adquisición del cliente sea lo más bajo posible en comparación con el valor de vida generado por él. Además, debes buscar posibles fuentes de ingresos después de la venta inicial del producto. Tienes que estar listo para la “próxima cosa” que eventualmente te llevará más cerca de tu objetivo.

Cuarto. Investiga siempre a tu competencia. Un gran error que cometen los emprendedores es creer que tienen una idea única, y salir al mercado sin una investigación en profundidad de la competencia. Los datos muestra que esto equivale a 19 por ciento del fallo en el primer año.

Asegúrate de llevar a cabo una investigación de mercado exhaustiva antes de lanzar tu producto o servicio. Esto no solo te va a ayudar a ofrecer lo que realmente se requiere en el mercado, sino que también te ayudará a fijar un precio y posicionar correctamente el producto en función de la competencia.

No quieras salir con tu idea creyendo que es buena y novedosa, valida antes qué quiere tu consumidor y dónde está su atención. Respalda tu decisión con hechos y estadísticas legítimas para ser infalible en una industria que no lo es.

Quinto. Ten un equipo que valga la pena, con experiencia, y no sólo aquellos que son tus amigo o que no aportan nada. Se versátil con la gente. Esta es una razón por la que los inversionistas ponen más énfasis en el equipo que en la idea o la visión. Las ideas cambian, las direcciones y los mercados también, pero mientras tengas el equipo adecuado, el éxito es casi inevitable.

Muchos empresarios comienzan un negocio con sus amigos, convirtiéndose en sus socios, sólo porque son sus amigos. Una cosa que siempre debes tener en cuenta es que debes conocer los antecedentes laborales de la persona con la que vas a trabajar. Tu mejor amigo podría convertirse en tu peor colega y sumarse a tu carga emocional y financiera si no se cuida este factor.

Estas son algunas de las recomendaciones que te damos para que tu emprendimiento sea exitoso, aunque vale la pena señalar que muchas son las ganas que tengas y tu trabajo lo que definirá tu futuro y el de tu compañía.

descarga ebook evolución startups en méxico

Autor: Paul Lara

Es experto en temas de tecnología y negocios. Tiene experiencia como Jefe de información de la sección Dinero del periódico Excélsior y es editor de la sección de Tecnología del mismo diario, además de conductor de los programas HackerTV y Dinero por ExcélsiorTV.

Autor: Paul Lara

Es experto en temas de tecnología y negocios. Tiene experiencia como Jefe de información de la sección Dinero del periódico Excélsior y es editor de la sección de Tecnología del mismo diario, además de conductor de los programas HackerTV y Dinero por ExcélsiorTV.